Consagración de Radio María a la Virgen de la Anunciación

Consagración de Radio María a la Virgen de la Anunciación

Alégrate, ¡OH! Virgen María
porque el anuncio del Verbo
se difunde festivo
sobre las ondas del espacio
hasta los confines extremos
de la tierra sedienta.

La Palabra de Dios,
que en tu vientre virginal
se hizo carne,
sobre las alas del viento
siembre en los corazones
la alegría y la paz.

De tú corazón de Madre
ha germinado para la Iglesia
un inmenso don de amor.

Es Radio María
tu pequeña sierva
en la viña del Señor.

La Familia mundial,
que tú has cosechado
de todo pueblo y nación,
a Tí se consagra
y te proclama Reina
del corazón de cada uno.

La fe y el amor,
la esperanza y la paz,
son el mensaje
que tus pequeños hijos,
humildes y fieles,
llevarán a los hermanos.

Extiende tu manto
sobre el dolor del mundo.
Los pobres y los enfermos,
los solitarios y afligidos,
y todos los que vagan errantes
buscando la luz
encuentren refugio.

Apresura el tiempo de gracias
del triunfo final
de Tú Corazón Inmaculado.
Concédenos servirte
con el don de la vida
para que se levante sobre la tierra
el fulgurante amanecer
de la civilización del amor.

Reina de Radio María, ruega por nosotros.